Vivir y evitar el roaming en Tanzania

Roaming en Tanzania
De todo se aprende es una sección que recoge aquellas situaciones delicadas en las que todos, absolutamente todos, nos hemos encontrado alguna vez durante nuestras andaduras por el precioso globo terráqueo. Que si el típico “taxistas que te timan nada más bajar del avión”, que si los largos periodos de hambruna que hacen saltar la alarma “tupperwariana” de una madre… Y, cómo no, el caso del compañero de viaje que te traiciona cuando más lo necesitas: el querido roaming. Inauguramos esta pestaña del blog con la historia de Carmen, que nos lleva hasta Tanzania (virtualmente), en mitad del Serengueti, para explicarnos que el swahili no es lo único que puede hacértelas pasar canutas en África. ¿Cómo vivir y evitar el roaming en Tanzania?

Desde el 29 de junio, y después de disfrutar de una beca Erasmus en Reino Unido, le ofrecieron participar en un proyecto de investigación en Tanzania. Una experiencia única que Carmen aceptó vivir. “En principio, no me preocupé por las llamadas internacionales porque, como en Londres, pensaba usar otros servicios, como Skype y WhatsApp, para comunicarme con mi familia”. Pero, como advirtió más tarde Carmen, se encontraba en una situación completamente distinta: en África, el uso de internet no es tan común, la electricidad escasea y la cobertura “deja mucho que desear”. Lo primero que aprendería sería a evitar el roaming en Tanzania.

En el caso de Carmen, la pesadilla del roaming comenzó nada más pisar Tanzania: “Lo primero que recibí al llegar al país africano fue un mensaje de mi compañía; básicamente unos 3€/minuto tanto si llamas como si te llaman. El coste de internet no me pareció tanto, aunque lo era: 5€/día. Visto el plan, tiraría del móvil español lo más mínimo y, en cuanto pudiera, adquiriría una tarjeta SIM de alguna compañía telefónica de allí. Usé el móvil para llamar dos veces a mis padres  y para mirar el correo electrónico, algo que ni pude hacer porque no tenía cobertura suficiente”.

Al poco tiempo, Carmen recibió una “sorpresa”. ¡Una factura de 285€! Rápidamente, dio de baja todos los servicios, hasta tal punto que su móvil pasó a convertirse en cámara de fotos y alarma, nada más. No obstante, Carmen continuó recibiendo mensajes de un consumo de más de 300€: “Avisé a mis padres en España del coste de la factura, de que a partir de ese momento tendría el móvil apagado y de que intentaría hacerme con uno libre para llamarles desde mi número africano. Apagué el móvil y lo tiré al fondo de la maleta para no saber nada más de él”.
facturatanzania

Pero lo peor ocurrió el 29 de julio, el cumpleaños de la madre de Carmen. “Pensé: ‘un día es un día’, pero por una llamada rápida me cayeron 21€… Mi madre fue muy feliz hasta que vio la factura de agosto.” Es más, Carmen asegura que, de nuevo, volvió a recibir facturas incoherentes, en este caso de 125€.

El final de la historia termina cuando Carmen volvió a “algo parecido a una ciudad”: allí contrató internet portátil, aunque asegura que las llamadas se caen constantemente. “Lo próximo será agenciarme un teléfono libre para poder intercambiar tarjetas SIM de distintos países, porque claro, encima los teléfonos están bloqueados, pero esa es otra historia…”

Viajar a Tanzania

Después de esta experiencia, Carmen lo tiene claro: “En mi caso, recomiendo el uso de servicios como Kolmee. De haberlo conocido, lo hubiera contratado mucho antes. Con todo, el mes del facturón acabó y, desde hace más de mes y medio, mi teféfono está enterrado en el fondo de mi mochila sin usarse, ni como cámara de fotos ni nada parecido. Completamente apagado, no sea que les de por cobrarme por usarlo de linterna…” Así pues, Carmen ha aprendido (aunque no es tarea fácil) a vivir y evitar el roaming en Tanzania.
tanzania
tanzania2

(Imágenes tomadas en Leakey Camp, en medio del área de conservación de Ngorongoro, Tanzania. La fotografía en la que aparece un mono es en Tarangire National Park. Autora: Carmen)

Etiquetado con 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title="" rel=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>